Lo mejor del 2022 – Indie

0
43

Lo mejor del 2022 – Indie

¿Cuál ha sido la mejor canción indie del año 2022? Estas son las 30 que para nosotros han sido las mejores.

Escúchalas en esta playlist. Si te gusta no olvides darle like para guardarla en tu biblioteca.

  • Viva Suecia – No Hemos Aprendido Nada: El ser humano no ha hecho bien las cosas y la naturaleza ha reaccionado con una pandemia. Los propósitos de enmienda no se hicieron esperar durante el confinamiento: Había que cambiar, no se podía volver a seguir contaminando el planeta. Pero con el paso del tiempo la realidad ha sido bien distinta: no hemos aprendido nada.
  • Elyella & La La Love You – Que nada nos pare (lo más importante): Un canto a las personas valientes que pelean y que no dejan de perseguir sus sueños siendo ellas mismas. Es un homenaje a la música en directo. Pero también en general a todos esos artistas invadidos por las dudas durante la pandemia, por la ansiedad y esa encrucijada en la que estaban, de parar o seguir.
  • The Royal Flash – El Baile: Una canción hecha para reflexionar. Es una crítica a lo que las personas están obligadas a hacer para poder llegar más arriba, para subir en el escalafón social, profesional, personal. En muchos casos para llegar a ese último círculo de reconocimiento, fama, poder… no suele importar a quien se deja en el camino o a quien se pise hasta lograrlo.
  • Zahara & Alizzz – Berlin U5: Una canción para dejarse llevar y olvidar nuestros problemas, sin importar si conseguiremos volver a ser lo que fuimos alguna vez. Trata de rememorar las pistas de baile que tanto echamos de menos durante la pandemia. El título hace referencia a la rave en el Funkhaus de Berlín donde la cantante jienense celebró la Nochevieja de 2019.
  • Eva Ryjlen – Verbenas: ¿Quién ha dicho que la música de baile sea superficial?. La artista alcarreña desmonta el mito con un hipnótico artefacto de baile a caballo entre el italo-disco más pegadizo y el pop desenfrenado. Exuberantemente vestido de arreglos orquestales de unos Earth Wind and Fire recién llegados al futuro en una luminosa nave cósmica de groove imparable.
  • Floridablanca – La Gran Belleza: Una mirada nostálgica a la mentalidad y estética de los 80. Las luces bajas, los haces de color, el tintineo de vasos con el hielo, las pisadas sobre la pista, el movimiento. Toda la belleza de la música de baile y décadas de groove y cultura nocturna que nos trasladan a esa madrugada en la que todo fue perfecto.
  • Sienna – Podría Parar de Pensar: Una crítica constructiva al consumo tóxico de la industria musical, por esa ansiedad e inmediatez que tenemos a la hora de consumir canciones. Con esta canción el artista valenciano divaga sobre la influencia de la validación ajena y cómo esto nos afecta a la hora de relacionarnos con nuestro entorno y con nosotros mismos.
  • The Crab Apples & Anne Lukin – Seguiré Bailando: Una de esas canciones que se gestan a partir de la recapitulación de diversas frustraciones personales, las cuales terminan disipándose a base de bailar con rabia y liberación.
  • Morning Drivers – Cada Impulso: Un tema positivo y alentador. Pretende servir de impulso a todo aquel que ha pasado un momento muy duro y necesita reconciliarse consigo mismo. Un cañón en forma de canción que no te dejará indiferente, con un estribillo arrollador a base de guitarras y melodías pop imposibles de olvidar.
  • Maren – En El Túnel de Lavado: La artista bilbaína nos transporta a su particular universo, en el que explora con surrealismo e ironía una nueva historia de su alter ego “Margarette”. La letra nos habla en primera persona de cuando te enfrentas a un momento caótico, pero decides disfrutar del instante y su parte de locura.
  • Ultraligera – Recuerdos del Baile: Toda una declaración de intenciones, a medio camino entre la oda y una mirada irónica a los estereotipos de las películas de los años 80. Reflexiona sobre el momento del baile final. Y es que a pesar de no haber vivido esta época, la banda madrileña guarda su propia emoción sobre lo que allí sucedió.
  • Brigitte Laverne – No Puedo Olvidarte: Narra una historia sobre el mal de amores, de esas que son tan intensas como complicadas y de las que es muy difícil salir. Con una letra con cierto halo de tristeza pero arropada por ritmos y bases bailables, que nos traslada a ese escenario imaginario de “lo que podría haber sido pero no fue” con el que nos obsesionamos cuando ponemos fin a una relación.
  • L E O – Qué Decir?: En el día a día suceden situaciones inesperadas que hacen que tu vida de un vuelco de 180 grados. A veces estas situaciones son insalvables y toca asumir que el mundo seguirá girando a pesar de todo. Ante esa situación no se puede decir nada. Solo queda rendirse a la evidencia del escenario encontrado y aceptar que esas situaciones, por desgracia, no se pueden cambiar.
  • Triángulo Inverso – La Esfera: Una canción sobre la adaptación a la inmediatez y la velocidad de los cambios. Intenta transmitir la rapidez con la que hacemos las cosas hoy en día. Porque la vida es un ciclo constante de cambios y es bonito aceptarlos y crecer con ellos.
  • Joven Dolores – Claridad: Explora nuevos sonidos dentro del magnético universo sonoro de la banda ibicenca. El resultado es una canción pegadiza y muy bailable, donde coexisten superación y aceptación, nostalgia y esperanza, amor y desamor. Porque el dolor es inevitable, pero el sufrimiento es opcional.
  • El Capitán Elefante – El Planeta De Los Precipicios: La banda vizcaína vuelve a tirar de la acidez e ironía que tanto han proliferado en sus canciones. En esta ocasión nos traen una onírica historia sobre un encuentro con una extraterrestre que viene de una galaxia lejana a estudiar humanos defectuosos.
  • La Casa Azul – No Hay Futuro: Un fiel reflejo de la incertidumbre que ha vivido el mundo a causa de la crisis sanitaria del Coronavirus. Desde la perspectiva del carpe diem: vivir cada segundo y bailar o gritar las penas con fines terapéuticos. Una ambivalencia entre lo trágico del contenido y lo festivo del continente que tan bien maneja Milkyway siempre en sus canciones.
  • Melifluo – Ahora Me Toca A Mí: Refleja ese momento en el que todo lo malo termina y solo queda el impulso convertido en necesidad. La necesidad de gritar al mundo que es el momento de celebrar y de brindar con tu gente por todas las cosas buenas. Reivindica la necesidad de disfrutar de las cosas buenas de la vida que, en los últimos tiempos que nos ha tocado vivir, quizá cuesta más encontrarlas.
  • Animales – El Latido: Habla de una de las experiencias más bonitas que puede sentir el ser humano: oír el latido de un hijo por primera vez. Sin duda un dardo directo al corazón que presenta el amor en su estado más puro.
  • Flecha Valona – Qué Te Puedo Dar: Una persona durmiendo entre cartones fue la inspiración para componer un tema que nos hace reflexionar. Refleja una historia que vemos tristemente repetida cada día en cualquier ciudad del mundo, la situación de muchas personas en estado de indigencia.
  • Fino Oyonarte – A Tu Lado: El artista almeriense incide en una idea que ya se antoja central en su obra por cuenta propia: cuando los apremios cotidianos nos nublan la mirada. Entonces conviene ponerle al corazón unas gafas de cerca, porque justo ahí, a mano, es donde suelen esperarnos las respuestas.
  • Volavent – Noches Magnéticas: Un tema con la clara intención de hacer que bailemos y cantemos sin parar. Nos trasporta a una noche de diversión, fiesta y pasión hasta el amanecer. Para evadirnos de la realidad y hacernos disfrutar sin preocupaciones.
  • Astropálido – Veneno: Implicarte a nivel emocional con una persona que no busca lo mismo que tú puede ser tan tóxico como el veneno. Esta canción narra una de esas historias de amor a medias donde cada uno se encuentra en un punto diferente de la relación.
  • Second – Flores Imposibles: Esas flores que aparecen donde no se las espera. En un ambiente inhóspito para ellas, floreciendo en un desierto, asomando entre la nieve o brotando en una fisura de una pared. También esas de apariencia sorprendente, tan bellas que se hace difícil concebir su existencia.
  • Besmaya – Frágiles: Una canción con un punto reflexivo, introspectivo y casi antropológico. Habla de la vulnerabilidad de las personas. Y es que a veces no nos damos cuenta de lo frágiles que somos y lo perdidos que estamos en muchas ocasiones los seres humanos.
  • Vangoura – chino cada martes: Habla de ese miedo endémico que tienen las generaciones actuales para ponerle nombre a los sentimientos. Desde la perspectiva de una relación desenfadada y sin ataduras. Aunque deja caer con ironía que algunos se agarran a ello por miedo a reconocer lo que de verdad sienten por la otra persona.
  • Smile – Brisa: A veces las expectativas no se cumplen, todo parece volverse en tu contra y te sientes perdido y a la deriva. En ese momento hay dos opciones: cambiar o quedarte como estás. Este tema habla de escoger la primera opción, el cambio. Una oda al verano y al optimismo que trata de encontrar tu lugar, y abandonar así esa carrera constante hacia una meta que no llega nunca.
  • Soyla – Neones Rojos: La banda barcelonesa busca compartir sentimientos y pensamientos de una generación no digital en un mundo actual, desde la nuevas relaciones a los sentimientos de desconexión y soledad que nacen de la digitalización. En esta ocasión, sacando su lado más gamberro y desenfrenado.
  • Amor Butano – CDO: El trio valenciano trata de dar color a un mundo desteñido con una canción fresca y un destino claro: la pista de baile y la intención de resultar un instrumento para el escapismo estival. Un cuento donde amigos escapan al campo, huyen de la urbe, pera encontrar un paraíso inolvidable.
  • Najwa – Aperol: La actriz y cantante vuelve a su faceta más luminosa con un tema inspirado en esta bebida alcohólica de origen italiano. Está hecha para tomarse una copa directamente en la pista de baile, como más te guste: con hielo, agitado o como base para acompañar a otro cóctel.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.